Preparing Your Path to Justice

 

Mordeduras de perroEl Registro de Perros Peligrosos de Houston y la seguridad pública

noviembre 20, 2023by Crystal Henry

Houston, ciudad conocida por su vibrante cultura y su amor por los animales de compañía, concede gran prioridad a la seguridad pública, especialmente cuando se trata de perros potencialmente peligrosos.

El Registro de Perros Peligrosos de Houston, gestionado por la Oficina de Regulación y Cuidado de Animales (BARC), constituye una herramienta vital para mejorar la seguridad pública y facilitar las acciones legales tras los incidentes de mordeduras de perro. En este artículo profundizaremos en el funcionamiento de este registro y su importancia.

Comprender la necesidad del Registro de Perros Peligrosos

Cada año, el BARC recibe cerca de 40.000 solicitudes de servicio relacionadas con perros. Aunque la mayoría de estos casos no suponen amenazas inmediatas para la seguridad pública y a menudo pueden abordarse mediante educación, advertencias o citaciones a los propietarios de perros que infringen la ley, hay casos en los que el riesgo es más grave.

El Registro de Perros Peligrosos se creó para identificar y controlar a los perros con antecedentes de comportamiento agresivo, garantizando la seguridad de la comunidad.

Definición de perro peligroso

El Código de Salud y Seguridad del Estado de Texas ofrece una definición clara de lo que constituye un perro peligroso. Un perro puede clasificarse como peligroso si cumple uno de los siguientes criterios:

  • El perro ataca sin provocación a una persona, causándole lesiones corporales, fuera de un recinto diseñado para impedir que el perro salga por su propio pie.
  • El perro comete actos no provocados que llevan a una persona a creer razonablemente que el perro atacará y causará lesiones corporales, ocurridos fuera de un recinto diseñado para impedir que el perro salga por su propio pie.

Proceso de identificación y gestión de perros peligrosos

La ciudad de Houston ha establecido un procedimiento bien definido, recogido en el artículo 6 del Código de Ordenanzas, para abordar la cuestión de los perros peligrosos. He aquí un resumen del proceso:

  • Presentación de una denuncia: El proceso comienza cuando una persona presenta una denuncia jurada ante la BARC, normalmente en forma de declaración jurada ante notario, en la que afirma que un perro que se encuentra dentro de los límites de la ciudad es peligroso.
  • Revisión e investigación: La denuncia es revisada por los responsables de Control Animal. Si el caso se ajusta a la definición estatal de perro peligroso, se inicia una investigación.
  • Confiscación pendiente de audiencia: Si, tras la investigación, el Jefe de Control de Animales cree que hay motivos para declarar peligroso a un perro, emite una orden por escrito al propietario del perro, exigiendo que el perro sea confiscado en una instalación de la ciudad a la espera de una audiencia.
  • Audiencia y determinación: Un consejero auditor celebra una audiencia en la que se examinan las pruebas presentadas tanto por la ciudad como por el propietario del perro. A continuación, el Consejero Auditor toma una decisión sobre el caso.
  • Resultados: En función de la decisión del Consejero Auditor:
    • Si el perro no se considera peligroso, se devuelve al propietario.
    • Si el perro ha causado lesiones corporales graves o la muerte, puede ordenarse su eutanasia.
    • Si el perro es declarado peligroso pero no se procede a su eutanasia, se concede al propietario un plazo de treinta días para cumplir las condiciones establecidas por el consejero auditor. En caso de incumplimiento, los responsables del control de animales y el personal veterinario tomarán una decisión sobre la eliminación del perro.

Importancia para la seguridad pública y presentación de informes

El Registro de Perros Peligrosos de Houston es un recurso fundamental para la seguridad pública. Permite a los residentes ser conscientes de la presencia de perros potencialmente peligrosos en sus barrios y en las zonas que piensan visitar. Al tener acceso a esta información, las personas pueden tomar precauciones y ejercer una mayor vigilancia, especialmente en lugares donde se sabe que están presentes estos perros.

En el desafortunado caso de un incidente de mordedura de perro, el Registro de Perros Peligrosos puede ser decisivo en las acciones legales. Proporciona un registro claro del historial de comportamiento agresivo de un perro, lo que puede reforzar significativamente el caso de la víctima y apoyar los procedimientos judiciales.

Para iniciar el proceso y denunciar a un perro peligroso, las personas pueden enviar por correo declaraciones juradas notariadas a 3200 Carr Street, Houston, TX 77026, Attn: Animal Control. Para preguntas y asistencia relacionadas con el Registro de Perros Peligrosos o el proceso, se anima a los residentes y partes interesadas a ponerse en contacto con el BARC en el 311 o en el 713-229-7300.

Lectura obligada: Los parques para perros de Houston y el riesgo de mordeduras: una perspectiva jurídica

Conclusión

En conclusión, el Registro de Perros Peligrosos de Houston es una poderosa herramienta para mejorar la seguridad pública y garantizar la tenencia responsable de perros. Al mantener este sistema, la ciudad subraya su compromiso de proteger a sus residentes y visitantes de los riesgos asociados a perros potencialmente peligrosos. Es un testimonio de la dedicación de la ciudad a una comunidad segura y armoniosa en la que mascotas y personas puedan coexistir pacíficamente.

Preguntas frecuentes

¿Qué es el Registro de Perros Peligrosos de Houston y por qué es importante para la seguridad pública?

El Registro de Perros Peligrosos de Houston es una base de datos de acceso público que identifica y controla a los perros con antecedentes de comportamiento agresivo. Es importante para la seguridad pública porque permite a los residentes ser conscientes de la presencia de perros potencialmente peligrosos en sus inmediaciones y ayuda a tomar precauciones para garantizar la seguridad.

¿Cómo puedo denunciar a un perro que considero peligroso para que se añada al registro?

Para denunciar a un perro potencialmente peligroso, debe presentar una queja jurada a la BARC en forma de declaración jurada ante notario, indicando que un perro dentro de los límites de la ciudad es peligroso. Los detalles sobre el proceso están disponibles en el sitio web de BARC o poniéndose en contacto directamente con BARC.

¿Qué criterios se utilizan para clasificar a un perro como peligroso, según el Código de Salud y Seguridad del Estado de Texas?

La definición estatal de perro peligroso incluye dos criterios clave: ataques no provocados a una persona que causen lesiones corporales y actos no provocados que hagan creer razonablemente a una persona que el perro atacará y causará lesiones corporales. Ambos incidentes deben producirse fuera de un recinto que impida razonablemente que el perro salga por su propio pie.

¿Qué ocurre durante una audiencia de perros peligrosos y quién toma la decisión?

Durante una audiencia sobre perros peligrosos, un consejero auditor examina las pruebas presentadas tanto por la ciudad como por el propietario del perro. El consejero auditor es responsable de determinar si el perro es peligroso basándose en las pruebas presentadas.

Si un perro es declarado peligroso, ¿qué consecuencias puede tener para él y su dueño?

Si un perro es declarado peligroso, el resultado puede variar en función de la gravedad de su comportamiento anterior. En los casos más graves, cuando el perro ha matado o causado lesiones corporales graves a un ser humano, puede ordenarse su eutanasia. Si no se procede a la eutanasia, el perro puede estar sujeto a condiciones específicas establecidas por el consejero auditor, y el propietario debe cumplirlas en un plazo determinado.

¿Puedo acceder al Registro de Perros Peligrosos como residente o visitante de Houston?

Sí, el Registro de Perros Peligrosos es de acceso público. Cualquiera puede buscar en el registro para identificar perros potencialmente peligrosos en su vecindario o en las zonas que piensa visitar. Esta información permite a las personas tomar las precauciones necesarias.

¿Qué debo hacer si encuentro un perro potencialmente peligroso en mi barrio o en una zona pública?

Si se encuentra con un perro que considera potencialmente peligroso, es esencial que denuncie el incidente a las autoridades locales, ya que es el primer paso para iniciar el proceso para clasificar al perro como peligroso. Póngase en contacto con BARC en el 311 o en el 713-229-7300 si tiene preguntas o necesita ayuda.

Relacionado: Números de teléfono de control de animales del área de Houston: Referencia rápida

¿Le preocupan los perros peligrosos en Houston? Busque asesoramiento jurídico

Navegar por las complejidades de los incidentes con perros peligrosos puede resultar abrumador. Si usted o un ser querido ha sufrido un desafortunado incidente con un perro potencialmente peligroso, es crucial buscar asesoramiento y apoyo jurídicos.

Crystal Henry, un abogado con experiencia en lesiones personales, está aquí para ayudarle a través de estas situaciones difíciles. Con un enfoque dedicado a los casos de lesiones personales, Crystal Henry puede proporcionar orientación y representación de expertos cuando más lo necesita.

Crystal Henry Abogado de Lesiones Personales 3730 Kirby Dr #901, Houston, TX 77098, Estados Unidos
281-888-3731
intake@helpfixmywreck.com

About the Author

Crystal Henry, a highly respected and compassionate personal injury lawyer based in Houston, is a force to be reckoned with in the legal field. With years of experience and a genuine passion for helping others, Crystal has become a trusted advocate for her clients. Her journey in law began with a strong desire to make a positive impact on people’s lives during their most challenging times.